29 diciembre 2009

Feliz año!!!




El 2009 ya está dando los últimos coletazos. Es, quizás, momento de detenerse y mirar atrás, de reflexionar y hacer balance. Es momento de pensar en todo lo que hemos hecho y en lo que se nos ha quedado por hacer. Es momento de pensar en todos esos instantes que hemos vivido y, por supuesto, es hora de pensar en nuevos proyectos, en nuevas ilusiones...

No quería despedir el año sin daros las gracias a todos vosotros por estar ahí y seguir mi blog. Ojalá todas vuestras ilusiones y proyectos se hagan realidad en el año que entramos y podamos compartirlo. Desde aquí os deseo mucha felicidad, suerte, salud y, por supuesto, la mejor luz para vuestras imágenes!

Feliz 2010!!!

22 diciembre 2009

All those moments...





"All those moments will be lost in time, like tears in rain"...

Esta mañana algo me ha hecho recordar esta frase, una profunda reflexión sobre la vida que una vez (hace ya muchos años) escuché por primera vez en la película "Blade Runner" (hoy calificada "de culto") y que hoy ha vuelto a emocionarme. Es curioso como algunas frases consiguen erizar el pelo o, simplemente, nos emocionan. Quizás sea porque muchas veces nos identifiquemos con ellas. Quizás porque la rutina diaria no nos deje tiempo para buscar en la profundidad de las cosas, para admirar la vida y la belleza de las formas. Quizás por eso, una frase o una bella comunión de palabras, hace que sintamos qué es lo verdaderamente importante. Puede ser que justo en ese momento entendamos muchas cosas o, simplemente, la belleza de la imaginación o la similitud nos embarguen. En definitiva, la búsqueda de la perfección es incesante, y cuando logramos palparla con la yema de nuestros dedos y huir de la realidad por un momento, un escalofrío recorre nuestra nuca extendiéndose por todo el cuerpo como un reguero de emoción.

Con esta imagen, os deseo unas felices fiestas y que empecéis el año con mucha ilusión y mucha inspiración...

Saludos!

16 diciembre 2009

Y con el frio... ¡Llegó la nieve!


La ola de frio siberiano, que nos ha estado afectando estos días, ha traído consigo una bajada bastante acusada de las temperaturas y nos ha dejado las primeras nieves en toda la provincia y, como no, en la comarca de la Marina Alta.

Como no sabía si la nieve aguantaría hasta el fin de semana, ayer me escapé para hacer unas cuantas imágenes a las montañas del interior de la Marina Alta, que amanecieron todas cubiertas de nieve.

La sierra de Bernia, a pesar de su altura, era la que menos nieve tenía al estar más cerquita del mar, pero aún así nos mostraba su impresionante aspecto alpino:





La sierra del Ferrer, junto a la Sierra de Bernia, presentaba también un aspecto invernal:



Más al interior ya se podía ver mayor acumulación de nieve, sobre todo en Vall de Laguar y en la Sierra de la Solana de Benigembla:





Ya sabéis, si tenéis la oportunidad de acercaros a alguna de estas sierras de nuestra comarca, seguro que disfrutaréis de un bonito espectáculo invernal.

Saludos!


14 diciembre 2009

Con vistas al mar...




Bueno, pues ahora que parece que ha llegado el frío y el mal tiempo, os propongo esta imagen para que os dé algo de calor y os haga recordar los buenos ratitos que pasamos en la playa...

Cuando hice la imagen, me llamaron la atención esos colores tan vivos del mar y de la arena, por lo que busqué una composición atractiva y éste fue el resultado. Como véis, situé a las personas en uno de los puntos de interés del encuadre según la regla de los tercios para equilibrar la composición. Espero que os guste y que os resulte agradable.

Saludos y cuidadín con los resfriados!

11 diciembre 2009

Amanece...




A veces se hace muy duro levantarse tan temprano y plantarte en cualquier sitio a esperar las primeras luces, mientras el frio recorre todo tu cuerpo y no ves casi nada a tu alrededor. Es en esos momentos cuando te das cuenta de lo pequeño que eres en medio de ese escenario y de lo solo que te sientes allí, mientras todo el mundo está todavía en su cama. Es entonces cuando te planteas si realmente vale la pena todo ese sacrificio, si de verdad lo que haces tiene algún sentido...

Y, sin embargo, hay algo que te hace volver una y otra vez...  

Buen fin de semana!


09 diciembre 2009

Luz en movimiento...




El mar jugando con los reflejos del atardecer, dibujando caprichosas formas llenas de luz, color, movimiento... Imágenes que en algún momento había imaginado y que aquella tarde mi cámara captaba. Una tras otra, las imágenes se fueron sucediendo mientras la cálida luz del atardecer se desvanecía lentamente.

Una hermosa danza de luz y color de la que tan sólo pude ser espectador...

Saludos!

06 diciembre 2009

El arte de ensoñar...




"¿Y qué es real?", me preguntó don Juan con absoluta tranquilidad.

"Esto, lo que estamos mirando, es real", contesté, señalando nuestro entorno.

"Pero también lo era el puente que viste anoche, y el bosque y todo lo demás".

"Y si son reales, ¿dónde están ahora?"

"Están justo aquí. Si tuvieses suficiente fuerza, podrías invocarlos. Ahora mismo no puedes hacerlo porque crees que es muy útil seguir dudando y refunfuñando. No lo es, amigo mío, no lo es. Hay mundos encima de otros mundos justo aquí, delante de nosotros".


Carlos Castaneda




 

02 diciembre 2009

Fluir...




Antes de realizar esta imagen, estuve unos instantes observando aquel pequeño remolino entre reflejos, intentando descifrar los mecanismos de su aparente sencillez. Pensé que si intentaba comprender su naturaleza quizás podría transmitirla mejor en mi imagen. Lo único que sé es que aquel día entendí la importancia de aprender a fluir en la vida, de aprender a actuar de forma espontánea y natural, buscando la armonía, la sencillez y la simplicidad de las cosas. Era lo que aquella agua hacía, fluir...

Suerte!


30 noviembre 2009

Tiempo de setas...





Os dejo esta seta que fotografié después de las lluvias de septiembre en Vall de Laguart. Este año el otoño ha sido bastante atípico, con esas temperaturas tan altas y sin nada de lluvias, lo que ha hecho que la temporada de setas se retrase bastante.

Para realizar esta imagen, opté por invertir la barra de mi trípode para que la cámara quedara boca abajo, a ras de suelo, entre las patas del trípode, y así conseguir un plano totalmente perpendicular a la seta. A ver si os gusta...

Saludos!


26 noviembre 2009

A contracorriente...




Aquella tarde, después de varios días sin parar de llover, me acerqué al parque natural de la Marjal Pego-Oliva. Tenía pensado ir a una localización que tenía controlada para hacer las últimas luces, pero al llegar allí me encontré con que las abundantes lluvias de finales de septiembre habían inundado por completo la marjal y todos sus accesos. La única alternativa era intentar aparcar en cualquier sitio y hacer algo por allí cerca.

Después de parar a mirar en un par de sitios, aparqué en la entrada de un camino junto a la carretera. El cielo estaba muy limpio después de las lluvias del día anterior, por lo que quizás las luces del atardecer podían depararme alguna sorpresa.

Efectivamente, a medida que la tarde iba tocando a su fin, las luces empezaron a ponerse interesantes. La ausencia de nubes hizo que enseguida descartara fotografiar las luces por donde iba a ponerse el sol, pues carecía de interés. Así pues, mi única esperanza era que las luces del atardecer se reflejaran justo detrás de mí y adornaran aquellos reflejos tan bonitos que había visto.

Crucé la carretera. A unos pocos metros, encontré un pequeño rellano donde podía colocar el trípode cómodamente y desde donde controlaba toda la escena. Mientras montaba el angular en la cámara, me giré hacia el lugar donde había aparcado mi coche y ví como varios coches habían parado allí. De repente, aparecieron varios improvisados fotógrafos que pusieron a fotografiar el atardecer. Parece que al verme allí con la cámara y el trípode y pensaron que allí había algo interesante.

Lo divertido fue que, mientras fotografiaban sus respectivos atardeceres, ví cómo me miraban de reojo como preguntándose qué puñetas estaba fotografiando yo al otro lado de la carretera, mirando hacia el lado contrario. Con sus risas parecían insinuarme que el espectáculo estaba delante de ellos y no donde yo había plantado mi trípode.

Evidentemente, no se habían percatado de que el verdadero espectáculo estaba a punto de empezar justo hacia donde apuntaba mi cámara pues, instantes después de esconderse el sol, la luz reflejada del atardecer empezó a teñir de bellas tonalidades aquel magnífico escenario, regalando a mis sentidos unos instantes únicos e inolvidables...

Y es que, a veces, me gusta ir a contracorriente, mirar hacia donde los demás no miran...

Buen fin de semana!


23 noviembre 2009

Bajamar...




Aquí en el Mediterráneo no tenemos las mareas tan espectaculares como las que se producen en la costa atlántica o cantábrica. Allí las mareas son producidas por las fuerzas gravitacionales que ejercen el sol y la luna. Aquí, en cambio, las mareas son producidas por las variaciones de la presión atmosférica.

Para que os hagáis una idea, la presión atmostérica normal en el Mediterráneo suele ser de 1013 hectopascales pero puede llegar a alcanzar los 1040 hectopascales cuando se produce la entrada de unas altas presiones. Cuando eso ocurre, el nivel del mar se ve afectado por esa variación barométrica y suele bajar o subir 1 centímetro por cada hectopascal que aumenta o disminuye.

Así pues, para realizar imágenes como la que hoy os muestro, no tenemos más que esperar la llegada de algún anticiclón que produzca la bajada del nivel del mar y buscar una localización interesante.

La roca de la imagen me llamó poderosamente la atención, con esos colores tan atractivos que daban un colorido interesante a la imagen. Elegí un diafragma muy cerrado y una velocidad lo suficientemente lenta para que el agua se difuminase y dejara a ese fondo marino casi a descubierto. Por último, quise esperar a que los últimos rayos de sol iluminaran la punta del cabo para añadir un poco más de interés a la escena.  

Saludos!


17 noviembre 2009

Noche mediterránea...




Cae la noche, termina la jornada fotográfica. Es hora de irse a casa, descargar las tarjetas, repasar las fotos y asimilar los instantes que has vivido. Sin embargo, es pronto todavía y piensas que la tarde aún puede dar de sí.

Mientras las últimas luces de la tarde acarician la luna que se asoma tímidamente sobre las montañas, la ciudad empieza a llenarse de luces y de vida... Mar y montaña, colores de una noche mediterránea...


Saludos!

11 noviembre 2009

Instantes mágicos...




A simple vista la decisión era sencilla: mar o montaña. El día había amanecido con fuertes rachas de viento que prometían un cielo interesante para el atardecer y quizás, con un poco de suerte, unas buenas luces. Sin embargo, no me resultaba fácil decidirme. De hecho, hacía tiempo que no lo veía tan poco claro.

El atardecer en la montaña tenía toda la pinta de ser espectacular pero, no sé porqué, me llamaba más ir al mar. Sabía que me arriesgaba a irme a casa sin ninguna imagen interesante pero también sabía que, si tenía la suerte de tener una buena luz, allí podría sacarle mucho más partido. Así que, tras meditarlo bastante, decido arriesgar. Cogí los bártulos y me dirigí a una de mis calas preferidas. Como llegué con tiempo suficiente, me puse a hacer fotos mientras recorría las rocas de la cala y estudiaba cual sería la mejor ubicación para más tarde.

Las luces cada vez prometían más y el mar estaba en su punto: ni muy tranquilo ni pasadito. En pocos minutos, las nubes empezaron a teñirse de rojo por lo que decidí que era el momento de cambiar de ubicación y esperar las luces en otro punto de la cala hacia donde se dirigían las nubes a toda velocidad.

Una vez allí, estudié varios encuadres e hice un par de tomas para ver cómo quedaban. Sin embargo las nubes rojas, que se movían muy rápidas hacia el encuadre que tenía preparado, todavía no lo alcanzaban. Tenía que esperar a que llegaran o cambiar de encuadre. Al final, mi intuición me hizo cambiar de encuadre, pues tenía la sensación de que aquellos colores podían esfumarse antes de llegar al encuadre que había elegido. Así pues, sin pensarlo dos veces, cambié el encuadre hacia esas nubes con el objetivo de intentar captar ese instante que quizás se iba a desvanecer en pocos segundos. Y así fue, el tiempo justo de hacer dos tomas y la luz que iluminaba las nubes se desvaneció por completo, dejando todo el paisaje con una luz fría y tétrica. El espectáculo había terminado.

Y éste fue, quizás, el mejor instante que me llevé conmigo. Una imagen de un instante que se esfumó en pocos segundos pero que quiso que mi cámara y mi retina captaran. Así son los instantes mágicos, instantes fugaces, efímeros...

Buenas luces!


08 noviembre 2009

Juegos de luz...




Esta mañana, después de fotografiar las primeras luces del día, he estado "jugando" con la luz y el agua, haciendo que ésta dibujara formas imposibles al encontrarse con las rocas, intentando congelar un instante que hacía tiempo tenía en mente. Porque fotografiar es jugar, jugar con la luz, con los colores, con el agua, con su movimiento... Las reglas del juego:  un encuadre, una velocidad adecuada y a jugar.

Saludos!


03 noviembre 2009

La fuerza del mar...




Siempre que voy al mar a fotografiar, me doy cuenta de lo afortunado que soy de haber nacido junto a él y de tenerlo tan cerca. Desde pequeño, he sentido una gran atracción por el mar y me resulta casi imposible no visitarlo con frecuencia. Necesito verlo, sentirlo, saber que sigue ahí, acariciando las rocas a las que suelo ir, dando forma al paisaje que tanto admiro y tanto echo de menos cuando cuando estoy lejos... Y su luz, la luz mediterránea reflejándose en él, dándole a sus texturas esas tonalidades tan bellas que a veces regala a mis sentidos...

Quizás por esa razón el mar es, para mí, una fuente inagotable de inspiración. Unas veces se muestra dócil, sedoso y me desvela sus más escondidos secretos. Otras veces, me enseña su verdadera naturaleza, su fuerza, su poder...

Aquella tarde veníamos de pasar todo el día en la montaña. Íbamos de vuelta a casa cuando, de repente, sentí el impulso de desviarme de nuestro trayecto y conducir el coche hacia unas rocas que tenía localizadas junto al mar. Era tarde y las últimas luces ya se adivinaban en el horizonte, por lo que no tenía mucho tiempo. Nada más bajar del coche, su aroma y el sonido estremecedor de las olas golpeando las rocas fueron su bienvenida. 
 
Tal y como había imaginado, las últimas luces empezaron a teñir lentamente el cielo de hermosos tonos cálidos. Busqué una composición atractiva e intenté capturar la fuerza del agua junto a los reflejos cálidos del atardecer. Una velocidad de obturación lenta y la ola adecuada hicieron el resto. Fueron apenas unos minutos, unas pocas fotos. Una vez más, el mar me regalaba su hermoso espectáculo...

Saludos!



 

01 noviembre 2009

Nuevas galerías de surf!




Después de algún tiempo sin actualizar las galerías de mi web, empiezo con dos nuevas galerías de surf en las que podréis ver una selección de los meses de Septiembre y Octubre. Podéis verlas entrando en mi web o pinchando aquí. Espero que os gusten.

Mientras tanto, os dejo una imagen de mi amigo Kike en una de las últimas sesiones. Para Kike, el surf es una forma de vida, una filosofía, le sale del alma...

Saludos y buenas olas!

28 octubre 2009

Contrastes...




Hoy me apetecía mostraros una imagen muy especial, quizás algo complicadilla de ver pero, para mí, bastante curiosa y diferente (espero vuestras opiniones). Mientras estaba fotografiando en uno de mis rincones favoritos, me llamó muchisimo la atención el reflejo dorado que había en la roca. Era imposible no verlo y, mucho menos, resistir la tentación de intentar captarlo con mi cámara.


La roca estaba en la sombra y en su superfície había un pequeño charquito en el que se reflejaba una montaña que había enfrente y que estaba completamente iluminada por el sol, de ahi esos reflejos tan curiosos. Me gustó el contraste entre los tonos dorados de los reflejos y los tonos fríos del agua del mar en movimiento, y eso fue lo que intente reflejar en mi imagen. Además, quise crear otro contraste entre el agua reflejada del charco que permanecía estática y el dinamismo del agua del mar en movimiento, por lo que sólo tuve que esperar a que una ola alcanzara la roca en primer plano para añadir más dinamismo a la imagen. Y esto fue lo que salió... (*)


Buenas fotos!


(*) Nota: Después de publicar este post he recibido varios comentarios vuestros en los que me comentáis que la foto está demasiado "tratada" con Photoshop o que os parece demasiado artificial. Quería aclararos que esta imagen, al igual que el resto de mis imágenes, no tiene ningún truco ni ningún retoque de photoshop y sólo se han realizado los ajustes básicos de niveles, saturación y mascara de enfoque que suelo realizar cuando proceso el fichero raw de la captura original. Por lo tanto y, aunque os parezca increíble, se trata de una imagen totalmente real y ha sido procesada intentando que sea lo más fiel posible a la realidad. Supongo que ahí está el valor de esta imagen, encontrar un instante tan increíble como real...

 

26 octubre 2009

Juegos de otoño...





Poco a poco, el otoño ha ido desnudando los árboles y ha ido atrapando sus hojas en un bonito juego en el que van dibujando, suavemente, hermosas líneas de luz y color en su recorrido. Tan sólo la música del agua acompaña a esta hermosa danza de la que soy privilegiado espectador. De nuevo, el otoño me sorprende con sus colores, con su luz, con su dinamismo.

Es otoño, es tiempo de buscar rincones con encanto donde fotografiar nuestro particular otoño y, como no, tiempo de jugar con nuestra creatividad, con nuestra imaginación. Os aseguro que no hace falta irse muy lejos para encontrar bonitas imágenes...

Agua, luz, color, movimiento, juegos de otoño...

Saludos!

23 octubre 2009

Más olas...





La semana pasada entraron más olas y de las buenas. Hubo un día en que las olas eran muy tuberas y la gente se lo pasó en grande. Mientras proceso todas las fotos y preparo la galería de octubre, os subo esta imagen de David pillando un tubo muy chulo. 

Saludos!


21 octubre 2009

Xavi y Marc...







"La inocencia del niño es su sabiduría, la simplicidad del niño es su ausencia de egotismo. La frescura del niño es la frescura de vuestra conciencia, que nunca envejece, que siempre permanece joven..." (Osho)

19 octubre 2009

Sueños de otoño...




Hay veces en las que la naturaleza nos invita a soñar y a crear imágenes llenas de sentimientos y simbolismo. Me encantaría explicaros lo que me sugiere esta imagen, lo que me incitó a detenerme y tratar de captar este instante, pero quizás os resulte más bello si os dejáis llevar por vuestra imaginación y descubrís lo que hay detrás, lo que os sugiere a vosotros.

Ocres y amarillos fundiéndose entre reflejos, sueños de otoño...

Sed felices!


16 octubre 2009

Ver en blanco y negro...





Ausencia de color, danza de texturas, formas y volúmenes... Hay instantes en la naturaleza que nacen en blanco y negro. Imágenes que, nada más reconocerlas, sabemos que sólo pueden llegar a transmitir su fuerza mediante la total ausencia del color.

Ver en blanco y negro es mirar el mundo de otra manera. Es mirar a tu alrededor ignorando los colores y tratar de ir descubriendo todas esas formas, líneas, texturas y sombras que tienen fuerza por sí mismas.

Sin embargo, no es fácil ver en blanco y negro. Nuestro sistema de visión hace que sólo podamos ver en color, de ahí que muchas veces nos resulte tan difícil visualizar o imaginar una escena en blanco y negro.  

Por esa razón, es por lo que normalmente sólo pensamos en el blanco y negro cuando tenemos una imagen en color que no nos acaba de convencer. El blanco y negro suele ser, en esas situaciones, un recurso para transformar nuestra imagen en una imagen más atractiva e interesante.

Sin embargo, a mí siempre me ha gustado tomar esa decisión in situ, es decir, observar una escena y darme cuenta en ese mismo instante de que la imagen que tengo delante será en blanco y negro. Se trata de ir desarrollando nuestra capacidad de visualizar en blanco y negro y saber ver qué tonalidades nos darán los colores que observamos y si la escena tendrá suficiente fuerza para ser concebida en blanco y negro.

La imagen que os muestro la ví en blanco y negro desde el mismo momento en que la hice. Cuando encontré el riachuelo y estudié los elementos de la escena, ví que la imagen en color no me transmitía nada pues los colores eran pobres y sólo conseguían distraer la atención de lo que realmente me interesaba mostrar. Pensé que la escena tenía fuerza suficiente y que, si obviaba el color, las texturas de las rocas contrastarían con la suavidad del agua en movimiento y todo el conjunto tendría una rica gama tonal.

Buenas imágenes!



06 octubre 2009

Pinceladas de otoño...





Los impresionistas del siglo XIX buscaban plasmar la luz en sus obras, obviando las formas y la identidad de lo que pintaban y concediendo todo el protagonismo a la luz y al color. Para ello, utilizaban pequeñas pinceladas aisladas de colores puros que, al ser percibidas en conjunto, adquirían la unidad necesaria para percibir un todo definido.


Al igual que la pintura, la fotografía es también capaz de encontrar otras formas de mostrar la realidad y transformarla en una interpretación más subjetiva. En la imagen, las pinceladas son sustituídas por píxeles que, al ser observados de forma conjunta, también nos muestran un todo unitario, posiblemente una visión de una realidad menos obvia. La idea es utilizar la luz y el color para sugerir una realidad, no para mostrarla tal y como podría percibirla cualquier persona. Es entonces cuando la fotografía pasa a ser una herramienta, la herramienta con la que el fotógrafo plasma su realidad, su visión de lo evidente...


Saludos!


04 octubre 2009

Zorro...








Ayer por la tarde, vimos cómo se acercaba este zorro y probamos de echarle alguna cosilla a ver si se acercaba y podía hacerle alguna foto. Poco a poco fue tomando confianza y se me fue acercando hasta donde estaba sentado. Supongo que le gustaron los pedacitos de tortilla que le echamos, pues llegué a tenerlo a medio metro de mí e incluso se interesó por la fotografía, pues se puso a oler el objetivo de mi cámara cuando se la acercaba para hacerle un primer plano. Era ya tarde, por lo que tuve que utilizar un flash Sb-800 y un iso 400. La experiencia fue muy bonita, ya que estos animalillos suelen ser bastante huidizos y yo casi podía tocarlo...


Saludos!




30 septiembre 2009

Sesión de Surf


Después de varios meses sin casi olas, la semana pasada llegaron las primeras olas de la temporada. Os dejo  unas fotillos que hice el pasado miércoles, aprovechando que había buena luz y la lluvia nos daba una tregua.
















28 septiembre 2009

Inspiración otoñal...





Cada estación es siempre una nueva fuente de inspiración y una nueva motivación pero, posiblemente, una de las estaciones preferidas por los fotógrafos sea el otoño. Con la llegada del otoño, nuestros bosques se visten con sus mejores galas y tiñen, de hermosos ocres y amarillos, nuestros paisajes. Después del calor estival, la luz va suavizándose y todo parece ralentizarse y volver a la normalidad.

Es el mejor momento para perdernos por nuestros bosques y descubrir la esencia del otoño. El otoño nos ofrece un sinfín de posibilidades fotográficas y en cualquier rincón encontraremos bonitos detalles que complementarán nuestras imágenes de paisaje.

Lamentablemente, por aquí el otoño no es tan espectacular como en los bosques caducifolios del Pirineo pero, aún así, os aseguro que nuestros bosquecillos mediterráneos dan mucho juego y que, con un poco de inspiración y sensibilidad, podemos conseguir bellas imágenes de esta estación tan especial.

Buen otoño!


22 septiembre 2009

Las pequeñas cosas...






Hace unos días, mientras fotografiaba unos reflejos en un estanque, un pequeño detalle llamó mi atención.  Los reflejos, perfectamente simétricos, se dibujaban y  desdibujaban de forma intermitente cada vez que la brisa producía un leve movimiento sobre el agua, por lo que no tenía más remedio que encuadrar y esperar a que se volvieran a dibujar para poder fotografiarlos. Justo en una de esas pausas, la misma brisa desprendió una pequeña hoja de un árbol que estaba junto al estanque. La hoja se precipitó hasta la superfície del estanque, donde quedó a merced de la brisa que iba conduciéndola, a la deriva, de un lado a otro hasta que alcanzó unos pequeños juncos que le sirvieron de refugio.

Este pequeño detalle hizo que me olvidara de los reflejos y me centrara en fotografiar aquella hoja. Busqué un ángulo bajo para conseguir un reflejo lo más limpio posible del cielo y probé un par de encuadres. Cuando me disponía a realizar la última foto, la brisa volvió a llevarse la hoja a la deriva, llegando esta vez hasta una de las orillas, donde lentamente se fue colmando de agua hasta que se hundió. Sin darme cuenta, me había quedado absorto observando el corto periplo de la hoja, pensando en la cantidad de pequeños detalles que nuestra mirada no es capaz de descubrirnos, en todo lo que pueden llegar a transmitirnos las pequeñas cosas...

Saludos!



16 septiembre 2009

La luz en el paisaje...







La imagen que os muestro la realicé en el parque natural de La Marjal Pego-Oliva, mientras esperaba a que el sol se escondiera detrás de las montañas y que las luces de la “hora mágica” aparecieran en el horizonte.

Al contrario de lo que sucede en el paisaje íntimo, la fotografía de paisajes abiertos depende en mayor medida de una serie de factores externos que son los que determinarán el resultado final de nuestras imágenes.

Seguramente uno de los elementos más importantes para la fotografía de paisaje sea la luz, pues es la que modela el paisaje, la que le da forma, color y personalidad al escenario que hemos elegido. Es la luz la que, en ocasiones, puede convertir un paisaje ordinario en un paisaje extraordinario. Conocer el comportamiento de la luz y aprender a sacarle partido es, pues, uno de los principales retos de los fotógrafos que hacemos paisaje.

Buenas fotos!



08 septiembre 2009

El paisaje íntimo...





Hay un paisaje que nos invita a jugar con nuestra imaginación y creatividad. Es un paisaje de diminuta escala, donde las proporciones pierden su significado y donde los pequeños detalles cobran vida. Se trata del paisaje íntimo, un paisaje donde la mirada del fotógrafo es esencial y cuya visión será la que desvelará todos esos pequeños paisajes que forman parte de un paisaje mucho más amplio y fácil de “ver”.

Cuando hablamos de fotografía de paisaje, enseguida tendemos a pensar en esas vistas o paisajes tan espectaculares que hemos visto en la portada de alguna revista o en algún otro sitio. Sin embargo, el paisaje es algo más que todos esos paisajes con los que solemos encontrarnos diariamente. Hay un paisaje “invisible”, íntimo, que sólo es visible para una mirada adiestrada, una mirada capaz de distinguir todos esos detalles que se intuyen en ese escenario más abierto que suele colapsar nuestra atención y nuestros sentidos.

Son los paisajes abiertos los que mayor popularidad e interés suelen despertar en los espectadores. La fotografía de paisajes abiertos suele estar condicionado por el factor suerte, ya que tienen que darse una serie de condiciones especiales para que un simple paisaje se convierta en un paisaje singular. Uno de los factores condicionantes más importantes suele ser la calidad de la luz, que suele condicionar la imagen final dejando muy poco margen a la creatividad del fotógrafo.

Por el contrario, en el paisaje íntimo, la intuición y visión del fotógrafo cobran mayor importancia. Aquí es el fotógrafo el que diferencia esos pequeños paisajes y se encarga de ordenar los diferentes elementos de la escena y dar vida a ese pequeño paisaje. Por supuesto, las condiciones de luz pueden marcar diferencias en los resultados, pero en la mayoría de los casos el punto fuerte de estas imágenes es la composición.

Así pues, el resultado suelen ser abstracciones, pequeñas porciones de paisaje que suelen sugerirnos un paisaje más amplio pero que no nos lo muestran, composiciones con formas y líneas dibujadas por la propia naturaleza, siempre mostradas desde una perspectiva muy personal y a veces atrevida.

La búsqueda de nuestro paisaje íntimo es algo apasionante. Tan sólo necesitamos trabajar nuestra forma de mirar e interpretar el paisaje, intentando sentirlo, intentando absorber su esencia y, por supuesto, ser capaces de extraer esas pequeñas realidades que en él se esconden…

Buenas imágenes!


03 septiembre 2009

Aprendizaje y conocimiento...






"En el Zen hay una gran diferencia entre aprendizaje y conocimiento. Déjame que te explique. El conocimiento es prestado; el aprendizaje es tuyo. El conocimiento se adquiere a través de las palabras, el lenguaje, los conceptos; el aprendizaje se adquiere a través de la experiencia. El conocimiento siempre se acaba: ya lo sabes, así que ya está. El aprendizaje nunca se acaba, siempre está en el camino. El aprendizaje es un proceso: uno sigue aprendiendo hasta el último momento. El conocimiento llega hasta un punto donde se para y se convierte en ego. El aprendizaje no se para nunca, se mantiene humilde." (Osho)



30 agosto 2009

Pensar antes de disparar...





Contrariamente a lo que sucedía con la fotografía analógica, los equipos digitales nos permiten corregir la exposición en el momento, por lo que nos dedicamos a hacer muchísimas tomas con ligeras variaciones con la idea de que ya elegiremos las “buenas” en el ordenador. Eso quizás sea un error, pues en la mayoría de las veces no disponemos del tiempo ni la motivación para ir revisando el enorme archivo que se va generando, de ahí que lo más rentable sea no disparar tan impulsivamente, aunque reconozco que es difícil evitarlo.

Supongo que parte del problema está en que a veces damos más importancia al hecho de conseguir imágenes que a la experiencia vital y a nuestro desarrollo fotográfico. Es como si primara el hecho de conseguir la imagen que nos hemos propuesto y no nos importara el cómo.

Otro problema con el que solemos encontramos es que las condiciones de luz son muy variables y todo, en la naturaleza, está en constante cambio. Eso hace que, en ocasiones, fotografiemos con una gran presión mental y que no trabajemos de forma relajada, intentando pensar cada imagen, reflexionar acerca de lo que fotografiamos y porqué.

Por todo esto, pienso que si lo que pretendemos es desarrollar nuestra visión y conseguir un estilo fotográfico propio, lo ideal es hacer menos imágenes pero más trabajadas que conseguir llenar nuestras tarjetas de imágenes compulsivas. Supongo que no es fácil conseguirlo, pero con un poco de entrenamiento podríamos lograrlo. El secreto es intentar ser conscientes de lo que hacemos y saber valorar si es lo que buscamos o no. 

Suerte!







25 agosto 2009

Abstracciones...






Los que me conocéis o habéis visto mis imágenes, sabéis que siempre me ha atraído la búsqueda de abstracciones. La idea de aislar un pedacito de naturaleza, descontextualizarla y dejar que interactúen las formas, líneas y colores en una armónica composición, siempre me ha fascinado y es, para mí, un ejercicio fundamental para ir desarrollando mi visión fotográfica y, como no, mi creatividad.

En realidad, son imágenes que las reconoces nada más verlas. La naturaleza ya se ha encargado de colocar cada elemento en su sitio y yo sólo he tenido que ordenar la escena y reflejarla en una imagen. Es como si la naturaleza, sutilmente, nos quisiera mostrar lo perfecta y bella que es, como si quisiera mostrarnos que el arte nace en ella...



Saludos

20 agosto 2009

¡Nuevo diseño!


El verano es una de las peores épocas para hacer fotos, al menos para los que hacemos fotografía de naturaleza. Son días para hacer otro tipo de fotos, para aprovechar y procesar los raw que se han ido acumulando y para pensar en nuevos proyectos.


Una de las cosas que hacía tiempo que tenía ganas de hacer era cambiar el diseño del blog. Aunque en su día adapté un poquito la plantilla que venía por defecto, no acababa de encontrarme a gusto con el diseño y tenía muchas ganas de cambiarlo. Así que, aprovechando el calor estival, le he echado un poquito de tiempo y esto es lo que ha salido.


Poco a poco iré mejorando algunos detallitos y, por supuesto, quiero intentar publicar entradas con un poquito más de frecuencia. Vamos a ver si lo consigo! A ver qué os parece el nuevo diseño. Agradeceré vuestros comentarios y sugerencias.


Saludos!



26 mayo 2009

El abrazo... (¡Gracias a todos!)



Con esta imagen quería agradeceros a todos vuestra participación en los talleres y ese interés que habéis demostrado en cada momento. Ha sido todo un lujazo teneros a todos en mis talleres y disfrutar de vuestra compañía. La verdad es que ha sido una experiencia fantástica y espero haber contribuido un poco a mejorar vuestras fotos.



Os dejo este abrazo...




Hasta la próxima!



25 mayo 2009

Taller de Creatividad

Bueno, y llegó el último taller...


El Taller de Creatividad para Fotógrafos lo realizamos este pasado domingo 24 de Mayo, en Jávea, poniendo fin a estos talleres de Fotografía de la Naturaleza que había organizado para esta primavera.


Después de realizar tres talleres dedicados a diferentes temáticas dentro de la fotografía de la naturaleza (Taller de Orquídeas, Taller de Macro y Taller de Paisaje), éste último estaba dedicado a un tema bastante desconocido para la mayoría de fotógrafos. Efectivamente, no es habitual que los fotógrafos reflexionemos acerca de nuestro proceso creativo, intentando trabajar nuestra visión y nuestra creatividad. Por ello, en el taller, intenté que los participantes se dieran cuenta de lo importante que es trabajar, de vez en cuando, esos aspectos que condicionan nuestras imágenes y comprender el proceso por el que llegamos a ellas. Sólo de esta manera es posible llegar a desarrollar un estilo personal y conseguir trabajos mucho más creativos.


Este taller era uno de los que más ilusión me hacía impartir. Primero, porque era un tema que me apasiona y sobre el que intento leer todo lo que encuentro. Pero, aparte, porque era un taller bastante novedoso y me atraía la idea de intentarlo. Sin embargo, no estaba seguro del éxito que podía tener, pues pensaba que la gente estaba más interesada en mejorar su técnica y no estos aspectos. Sin embargo, y para mi sorpresa, este taller ha sido el que más aceptación ha tenido, lo cual ha sido una gran satisfacción para mí.


Después de la charla, la parte práctica consistió en una serie de ejercicios prácticos o retos que los participantes tenían que conseguir. Tal y como les expliqué en la charla, ese día teníamos que olvidarnos de la técnica y romper las reglas, ir un poco más allá, explorando y trabajando nuestra creatividad. Os dejo algunos instantes del taller:








En fin, fue una mañana perfecta: un día precioso, un lugar mágico y, sobre todo, una gente fantástica. Muchas gracias a todos por vuestra participación!


19 mayo 2009

Taller de Paisaje


El pasado domingo 17 de mayo, tuvimos el Taller de Fotografía de Paisaje en Jávea. El objetivo del taller era, además de dar algunas claves a los participantes para mejorar sus imágenes, transmitirles la importancia de aprender a leer e interpretar el paisaje, intentando ordenar los elementos de la escena y sacar el máximo partido a los elementos que éste nos ofrece para conseguir imágenes más atractivas y sugerentes.

Después de dos fines de semana trabajando el macro en el Taller de Macro y en el Taller de Orquídeas, los participantes tuvieron que cambiar el "chip" para poder sacar el máximo partido al fantástico escenario del taller. Después de la obligada charla teórica -menudo rollo os largué, jejeje- empezamos trabajando una zona en la que las composiciones eran más evidentes y los elementos mucho más fáciles de ordenar. Una vez entrados en calor -nunca mejor dicho, uffff- nos dispusimos a recorrer otras partes de la cala en las que el caos de rocas exigía un mayor nivel de atención y unas composiciones más estudiadas.

Después de muchas fotos, buenas risas y mucho compañerismo, dimos por concluida la jornada. Quizás algo cansados pero, eso sí, muy satisfechos por el día tan bueno que tuvimos y lo bien que lo pasamos (gracias artistas, sois geniales!). Os dejo algunos momentos del taller:

Aquí estaban Julio, Pilar y Nacho calentando motores:



Y aquí el grupito en la zona de las rocas grandes intentando "ordenar" la escena y buscando encuadres sugerentes...








"¿Estará bien el histograma? No sé, no sé... Ummm... tengo que derechear pero sin que se quemen las luces, sino Paco me echará la bronca..." Al menos eso era lo que parecía estar pensando Genoveva, jejeje...





Y, por supuesto, cada uno tenía que ir desarrollando su propio estilo... Rainer se lo tomó con muchas ganas esto del paisaje, sino mirad qué estilo...





Carmen buscando un punto de vista más alto para no solapar las rocas... Cómo se notaba que ya tiene unas cuantas fotos hechas...





Pilar montó su camarita sobre el trípode de último diseño y también hizo de las suyas... Ah, y descubrió que su cámara también tenía histograma ¡bieeen!...





A Pepe, que últimamente estaba muy macrero, le vino muy bien cambiar de aires y buscar composiciones artísticas entre tantas rocas...





Juan no conocía el sitio y creo que le encantó. Lo ví muy motivado y sin parar de buscar encuadres diferentes.





Lo que más me gustó fue que cada uno tenía una visión diferente y seguramente no habrán dos imágenes iguales. Algunos, incluso, se subían por las rocas buscando puntos de vista diferentes, como Toni en la foto...





Un pequeño descansito antes de cambiar de zona...





Y aquí el grupito ordenando un verdadero caos de rocas. Aquí les mostré cómo podía cambiar una imagen con tan sólo moverse un poco...





Y aquí un servidor explicando alguna que otra cosita al grupito (gracias Rainer y Nacho por las fotos)...






A Ángel, acostumbrado a llevar siempre el tele montado en su cámara, lo tuve que convencer para que sacara el angular...




José Manuel, a pesar de las agujetas del dia anterior, se lo pasó en grande corriéndolo todo y saltando por las rocas en busca de imágenes...






El taller fue una buena ocasión para que Genoveva y Julio se reuniesen y pasaran un buen día juntos. Aquí una foto familiar de los dos hermanos-fotógrafos... ¡Eso es estilo!




Y aquí el grupo al completo...




...bueno al completo no, faltaba Rainer que estaba haciendo ésta foto:



Mientras el grupo no paraba de hacer fotos, había quien se lo tomaba con muuucha calma, jejeje...






Bueno, y eso fue todo. Muchas gracias a todos por vuestra participación y, sobre todo, por ese día tan fantástico!









 

Francisco Catalá - Photography © 2009.